La alineación y balanceo de las ruedas es importante para la seguridad y el correcto desgaste de la banda de rodamiento de sus llantas. Inspeccione sus llantas al menos una vez al mes para ver si tienen algún signo de desgaste disparejo o daño (por ej., cortes, grietas, divisiones, orificios, protuberancias y golpes). Algunas de las causas del desgaste desparejo pueden ser una presión de inflado inadecuada, que el vehículo esté desalineado o mal balanceado o la falta de mantenimiento en la suspensión. Si no se corrigen, las llantas pueden sufrir daños mayores. Estas condiciones acortan la vida útil de las llantas y pueden causar la pérdida del control del vehículo y lesiones personales graves.

Haga revisar periódicamente la alineación según lo especificado por el manual del propietario del vehículo o siempre que tenga algún indicador de problema, como cuando la dirección hala o hay vibración.