La presión de inflado de la llanta de repuesto (repuesto temporal y de tamaño completo) se debe controlar mensualmente y antes de realizar viajes largos. Utilice un manómetro de precisión. Las llantas de repuesto temporal tipo T requieren 60 psi (420 kPa). El ajuste de la presión de inflado en llantas tipo T debe hacerse en pequeños incrementos ya que la llanta es más pequeña y el nivel de presión cambia rápidamente. No infle en exceso.

Revise el inflado de la llanta de repuesto cada vez que revise las demás. Una llanta de repuesto sin presión no le servirá en caso de emergencia. Si tiene una llanta de repuesto inflable, asegúrese de revisar el depósito de presión de inflado en aerosol para asegurarse de que no esté dañado. Si lo estuviera, hágalo revisar por un experto.

Revise periódicamente la llanta de repuesto/rin/rueda (es decir, durante los intervalos de rotación de las llantas) para detectar daños visibles en la llanta o corrosión en la rueda.

Si el vehículo tiene una llanta de repuesto de tamaño completo, se recomienda que sea incluida en la rotación de las llantas. Siempre revise y ajuste la presión de inflado del repuesto de tamaño completo al momento de rotar las llantas.

PRECAUCIÓN

Las llantas de repuesto temporal tipo T solo se deben usar con rines/ruedas diseñados específicamente para este tipo de llantas.

Los rines/ruedas diseñados para usar con llantas tipo T no se deben usar con ningún otro tipo de llanta.

Un ensamble de rueda y llanta de repuesto temporal nunca se debe usar en un vehículo con el que no sea compatible. Nunca use más de una llanta de repuesto temporal por vez.

Normalmente hay restricciones en cuanto a velocidad, millaje y colocación de una llanta de repuesto. Consulte el manual del propietario del vehículo sobre el uso de una llanta de repuesto temporal.

Llantas runflat autoportantes
Las llantas runflat tienen requisitos de servicio específicos, tales como reparaciones de ponchaduras específicas del producto o procedimientos de desmontaje/montaje que varían según el vehículo y el fabricante de las llantas. Consulte los detalles con los fabricantes de llantas. Con las llantas runflat se debe utilizar un sistema de monitoreo de la presión de la llanta (TPMS) en funcionamiento. Nunca mezcle llantas runflat con llantas convencionales, a menos que sea en una emergencia y lo haga de manera limitada y temporal. Una vez que la llanta se usó bajo condiciones de presión reducida o sin presión, se debe cambiar o desmontar e inspeccionar para determinar si es reutilizable, de acuerdo con el fabricante de la llanta.

Kits de movilidad para llantas temporales del equipamiento original del vehículo
El fabricante del vehículo puede proporcionar un kit de movilidad para llanta temporal como alternativa a una llanta de repuesto o una llanta runflat para vehículos de pasajero y aplicaciones en camionetas livianas. El kit de movilidad para llanta temporal suele estar compuesto por un sellador de ponchaduras y un compresor de aire pequeño o un envase de gas propulsor.

Cómo usar un kit de movilidad para llanta temporal:

  • No significa que la llanta quede reparada
  • Solo brinda una solución temporal para llegar rápidamente a un lugar de servicio para una inspección profesional y posible reparación de la llanta afectada

Los usuarios finales de kits de movilidad para llantas temporales suministradas como equipamiento original en un vehículo de pasajeros o camioneta liviana siempre deben seguir todas las instrucciones del fabricante del vehículo, incluidos los límites para la conducción a velocidades reducidas permitidas para llegar de forma segura hasta un lugar de servicio de llantas.

Selladores postventa e infladores en aerosol
No utilice selladores ni infladores en aerosol para reparar de manera permanente una llanta dañada. Estos productos están diseñados para brindar una reparación temporal y de emergencia para ayudarlo a salir del camino y llegar hasta el taller de reparación de llantas más cercano. El aerosol, los líquidos, el gel u otras sustancias inyectadas en la llanta a través de la válvula no se consideran reparaciones adecuadas. Estos productos:

  • Pueden ser inflamables y potencialmente explosivos
  • Pueden dañar la llanta
  • Pueden interferir o dañar los sensores del sistema de monitoreo de la presión de la llanta

Los propelentes o líquidos inflamables en los selladores postventa e infladores en aerosol pueden hacer que la llanta explote en determinadas circunstancias. Nunca introduzca una sustancia inflamable en una llanta. Informe al profesional de servicio de llantas si utilizó algún producto postventa para sellar o inflar una llanta.

Si tiene alguna pregunta, comuníquese con su distribuidor local de llantas o llame a Cooper Tire llamando al 1-800-854-6288.